sábado, 10 de septiembre de 2016

Galletas de Nueces y Ron de la Hermana Bernarda

De vez en cuando (cuando tengo algo de tiempo libre) me gusta sacar mis libros de cocina y sacar recetas nuevas para probar.
En esta ocasión estaba buscando algún tipo de galletita crujiente y con muchos frutos secos (que nos apasionan en casa) y claro, casi  sin darme cuenta tenía en mis manos los libros de la Hermana Bernarda, una monja argentina de origen alemán, que tuvo por varios años su propio programa de cocina llamado Dulces Tentaciones. Me encantaba verlo por el Canal Gourmét, pues su calma, su simplicidad y su delicadeza, eran los artífices de sus maravillosas recetas.





Las galletas en cuestión son extra, súper, mega, ultra crujientes y no, no exagero.

Os dejo la receta y prometedme que no vais a tardar en hacerla.

Galletas Crujientes de Nueces y Ron

Ingredientes


- 125 gr de mantequilla
- 125 gr de azúcar morena
- 1 yema 100 gr de nueces molidas
- una pizca de sal
- 150 gr de harina
- 1 a 2 cucharadas de buen ron (oscuro)
- 1 clara
- 3 cucharadas de nueces picadas
- 2 cucharadas de azúcar blanca



Preparación

Poner en un bowl la mantequilla en pomada y el azúcar y batir hasta que se haga una crema suave, añadir la yema y continuar batiendo. Agregar las nueces molidas, la sal, el ron y la harina, mezclar hasta formar una masa suave.

Aceitar  y enharinar una bandeja con paredes bajitas.
Extender la mezcla con ayuda de una espátula y alisar.
Batir ligeramente la clara de huevo y pintar con ella la masa.
Aparte mezclar las nueces picadas con el azúcar y espolvorear con ellas la mezcla.
Hornear a 175 grados hasta que se comiencen a tostar las nueces,  retirar del horno, esperar unos diez minutos y con un cuchillo afilado cortar cuadraditos dentro de la bandeja, dejar enfriar completamente y luego retirar con ayuda de  una espátula

Están de VICIO TOTAL:

Gracias por leerme,.

Rumiana



jueves, 21 de julio de 2016

Mermelada Casera de Ciruelas


Pues eso, que ya comenzamos con las mermeladas y cómo no hacerlo si  el árbol lo pedía a gritos, las ramas casi llegaban al suelo y de repente todas comenzaron a madurar al mismo tiempo, comíamos ciruals a todas horas (con sus consecuencias claro ejem......).... era imposible comernos tal cantidad de ciruelas, asi que niñooooooooos a recoger las ciruelas que van a convertirse en mermelada

Pues al lío.....

MERMELADA CASERA DE CIRUELAS

Ingredientes:

- Ciruelas del árbol o en su defecto del mercadillo más cercano
- Azúcar (la mitad del peso después de cocinarlas y hacerlas puré)
- Zumo de un limón grande
- Una ramita de canela
- Una gran olla, un cucharón de madera, un ventilador (jeje es que hacía calor) y muuucha paciencia

Preparación

Las protagonistas.


Lavamos muy bien y a la olla, sin quitar las semillas



Dejamos hervir revolviendo de vez en cuando.


Fijaos que sueltan un montón de líquido.

Una vez suaves, pasamos a un cacharro más grande y dejamos enfriar.

Pasamos por un colador , pesamos todo el líquido y a la olla de nuevo.

Al pasar por el colador es muy fácil quitar las semillas, ellas simplemente se desprenden de la pulpa de la fruta.

Añadimos la mitad del peso en azúcar, el zumo de limón y la rama de canela.

Dejamos que comience a hervir y bajamos el fuego revolviendo de vez en cuando, a medida que espesa va cambiando de color.

Observad esta maravilla de color. Ya está lista. Al llegar a los 105 grados centígrados ya tenemos mermelada.


Se envasa en caliente, en frascos de vidrio esterilizados en agua hirviendo, yo apenas los saco del agua lleno hasta arriba con la mermelada y los coloco bocabajo para que hagan el vacío.

Mirad que belleza.



Y ahora llega la hora de la verdad... jejejeje



Qué riquísima que está!



Hasta la próxima y gracias por leerme :)

Rumiana

lunes, 27 de junio de 2016

Helado Cremoso de Fresas Frescas (de cuchara y calippo)

Vale, pues ya comenzamos con los helados y qué mejor que uno hecho en casa y además con fruta de temporada... bueno de final de temporada jeje.



No es necesario tener  máquina especial para hacer estos helados. solo con una mini pimer ya nos apañamos perfectamente. Vamos al lío, es rápido, fácil y riquísimo.

Helado De Fresas Frescas


Ingredientes

150 ml de agua
225 gr de azúcar blanca
900 gr de fresas frescas
el zumo de medio limón
el zumo de media naranja
250 gr de nata para montar



Preparación


Poner a calentar el agua con el azúcar, una vez que comienza a hervir, bajar el fuego y dejar cocinar unos 5 a 10 minutos, se tiene que hacer un almíbar suave. Retirar del fuego y dejar reposar 1 hora o hasta que esté totalmente frío.

Hacer un puré con las fresas limpias y cortadas, colar por un colados mediano y reservar en la nevera.

Montar la nata y reservar en la nevera hasta su uso.

Mezclar el puré de fresas con el zumo de limón, de naranja y el almíbar. Meter al congelador por lo menos dos horas, sacar y romper con un tenedor los cristales de hielo formados, revolver bien y meter al congelador de nuevo por  una hora más.

Sacar del congelador y pasar el puré por la mini pimer para romper los cristales de hielo, mezclar suavemente con la nata montada con movimientos envolventes. Repetir la operación del congelador un par de veces más y al final dejar congelar.




P.D. Hace unos meses en el LIDL pusieron a la venta unos envases de silicona  para hacer calipos. así que le hecho algunos a los niños. Se pueden encontrar en otros sitios también como Alcampo y Carrefour.

Listo a disfrutar de vuestros helados caseros .
Besos y gracias por leerme.

Rumiana


viernes, 24 de junio de 2016

Textura de Madera con Aerógrafo


Hola Blogueros

hoy os traigo una entrada cuyo contenido vale para pintar sobre cualquier superficie, incluso con pinturas comestibles sobre fondant. De hecho la pinturas que he utilizado son las comestibles, que además van fenomenal sobre cartulina.

Vale os voy colocando fotos y os voy contando. Al final en vez de un vídeo lo he hecho con fotos pues el compresor hace un montón de ruido y casi tenia que gritar jijiji.

Vale pues para esto necesitáis tener un mínimo dominio del arerógrafo, el resto os lo explico todo.

Para comenzar, es importante que estemos claros con qué tipo de madera queremos pintar, si es pino, los colores son claros y  amarillentos, si es cerezo, predomina el marrón rojizo y si es nogal, los colores con mas oscuros y amarillentos. Buscad en Internet la madera que queréis pintar y manos a la obra.


Vamos allá...

Necesitamos el aerógrafo, una cartulina y los colores elegidos.

Lo ideal es tener color marrón, amarillo, rojo, negro y naranja, así podéis lograr todos los tonos necesarios.. En este caso con negro y naranja ya me era suficiente para aclarar u oscurecer.



Paso 1. Abrimos bastante la boquilla y damos algunos trazos grandes con marrón claro.




Hacemos un óvalo más o menos a la mitad, allí es donde irá el "ojo" .


Añadimos otro óvalo más pequeño y cerramos un poco la salida de aire, para obtener un trazado más fino. Damos un par de trazos para repasar los anteriores.


Cerramos un poco mas la boquilla para un trazado más fino y agregamos un poco de negro a la pintura para obtener un marrón más oscuro. Hacemos varias líneas de un lado a otro y rodeamos también el "ojo".



Seguimos con los las líneas finas tratando de trabajar lo más cerca posible del papel para que los trazos sean más nítidos.




Oscurecemos un poco más la pintura y seguimos con los trazos finos, esta vez lo más finos posible. Es importante
repasar varias veces incluso sobre un mismo trazado.



Y ya la tenemos lista. Recordad que mientras más se trabaja la madera mejor queda, así que no perdáis la paciencia y pasad varias veces con la boquilla casi cerrada para hacer el trazado más fino.


Gracias por leerme y cualquier duda ya sabéis donde estoy.

Rumiana